Instinto Femenino

Los Ta!

Estoy de regreso. Volver a este oficio medalaganario de escribir para sobrevivir. No soy la misma de hace de trece años cuando a penas comenzaba a escribir en esta página, mis anécdotas de vivencias con pésimos amantes, o esas historias de descaro que me atrevía a contar. 

No crea usted que seré menos indiscreta, tal vez un poco más. 

Citas desde aquel tiempo he tenido montones, claro esta el 90 por ciento sin sexo. Resulta que cuando entras a los 30 comienzas a creer que se te pueden gastar los orgasmos, eso digo yo, en mis episodios de ideas locas, pues las mujeres después de esa edad nos ponemos meticulosas, más complicadas, más exigentes y créame usted que malos amantes, encuentros mediocres, hombres poco caballero o tacaño son asuntos que vamos encarando y con descaro. 

Los ta te marcan otras pautas en la vida. La calidad de los encuentros se vuelve no negociable. Recuerdo algunos amantes de los últimos 10 años, y aunque no quisiera hacer alarde de eso, solo los menciono para resaltar que aprendí de estos años y que se ha vuelto imprescindible para mi a mis treinta y pico. 

Jamás me voy a la cama con un hombre con el que no tenga la suficiente complicidad y conversación para decidir dar ese paso. Si un día lo que quiero es quitarme las ganas yo decido cómo, cuándo y donde. 

Los encuentros para repetirlos deben ser extraordinarios ya a mi edad eso de aplaudir un mal encuentro para cuidar ego ajeno va descartado. 

Eso de jugar a ser la madre de cualquier pendejo queda descartado no quiero enseñar a besar, ni mucho menos a nada que se haga en la cama, si usted como hombre no aprendió búsquese una escuela. 

Ya después de algunas décadas dejas de elegir por edad. Aprendes a elegir por un colectivo de ideas reales y menos románticas. Menos te amo y caballerosidad. Menos besos largos, pero mejores horas de buena conversación. Menos maratones de cintura pero orgasmos plenos. 

Menos cuentos pendejos y más confianza en una misma, ya no necesitamos que nos conquisten con frases absurdas o con coletillas para elevarnos la autoestima. 

Ya no pedimos apagar luz, o sentarnos a contemplar la estrías, es lo que toca, te ríes de ti, y tú humor se vuelve infalible, porque ahí estás tú, tan parecida a tu madre, temerosa de más cañas ocultas, de los surcos que se comienza a marcar o de esa piel que cambio y te hace pensar que ya los años comienzan a llegar.  

Indiscutiblemente los treinta comienzan y siguen con un despliegue de experiencias, de búsquedas y de respuestas a muchas dudas qué tal vez en los veinte nadie te daba.

Hay menos prisas, más constancia para avanzar, menos miedo al fracaso, o ya a esta edad has metido la pata demasiado o la estás metiendo a cada momento.

A esta edad nos preocupa que los años pasen, pero sobre todo que se note.

Que bueno regresar a contarte un poco de mis instintos; esos que se duermen con frecuencia, pero que despiertan con furia así como los amores del pasado, sobre todo de esos que jamás se retoman pero que jamás te resignas a olvidar…de eso hablaré en próximo post. Esos que quedan como secretos del pasado, con unas ganas vencidas!

@hildaarzeno

Anuncios

2 comentarios

  1. Me alegra tu retorno/. Eres voz necesaria, incomoda a veces y autentica siempre. Es un instinto que se diferencia por su centralidad en un eje: la entidad femenina. Sin militancia ni ideologias que te obliguen a resolverte de una determinada forma, eres uncion que convoca libertad, critica y sarcasmo, al mismo tiempo. Gracias por volver. Los hombres, regularmente denunciados, te esperabamos. Un abrazo a la distancia posible,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: